lunes, 16 de octubre de 2017

Alguien habla sola por Víctor Hugo Díaz

Alguien habla sola por Víctor Hugo Díaz



Después del hambreIsolda DosamantesLágrimas de Circe,Mar del Plata, Argentina, 2017.

Por Víctor Hugo Díaz   

                                       
No. 102 / Septiembre 2017


Alguien habla sola


Y recuerda, nunca dejes tu casa parece ser lo importante, lo que no hay que olvidar, cuando cada hilo de agua es una mujer en el intento de nombrar con rabia al silencio; en ese momento en que los hilos cantan siempre, pero de gota en gota. En Después del hambre de Isolda Dosamantes, hay más que palabra o lenguaje, hay poesía, cayendo de la punta de la voz, no de la lengua. Así, cuando a veces se vende el cuerpo o se regala; o cuando durante la dureza del tiempo “la luna grita por la noche”. 

En estas visiones o bellas y terribles imágenes, se nos permite a los lectores entrar en eso resistente y beligerante que mueve a la poesía, llevándonos como sobre rieles al Frente, ríos que nos conducen al combate del hoy y ahora, porque el agua tiene memoria y quizá es tan impredecible como ser asaltado a pocos metros de casa.

En mis ojos se me aparecen personajes e íconos populares como Adelita, que representa a esa abuela rebelde que se nos vuelve a aparecer desde el soporte de la historia, como murallas recién pintadas que sirven de escenas no solo para la escritura, sino para la capacidad de crear objetos, visibilizarlos en la experiencia, hacerlos táctiles sobre un formato textual, donde valiosa y valientemente se encuentran la vida y la poesía.

Es un soporte imaginario que va de Oaxaca a un grafiti en Colombia, o tal vez nos lleva a caminar entre la Madres y Abuelas de la Plaza de Mayo dándonos cuenta de cómo el cemento va cubriendo, poco a poco, la tierra del maíz.

Ciertamente Dosamantes desentierra y expone estas carencias a nivel continente; muestra el pasado-presente, identidad igual diversa y actual. El registro que es la poesía.

Como esa voz que grita o susurra diciendo versos al oído, quizá a “Gabriel”; o esos “locos que hablan solos” , o el reloj que avanza a ritmo de polvo dentro de una prisión de escombros, al centro de una ciudad donde lo más importante es la palabra “Renuncio” porque la piel también tiene memoria.

En Después del hambre de Isolda Dosamantes fluye una voz que se mueve, que no aburre con lo lineal, que trabaja las texturas, acaricia densidades y sobre todo y fundamental en un libro de poesía, nos sorprende con imágenes que siempre vemos y nunca habíamos visto; es una voz en movimiento “boleto en mano” en un viaje permanente, sin tener que moverse, donde tal vez sea suficiente amar a una dulce sanguijuela, o mejor, a la tristeza de la distancia.


Santiago de Chile, agosto 2017

Después del Hambre en Periódico de Poesía de la UNAM



Después del hambre en Periódico de Poesía de la UNAM



No. 102 / Septiembre 2017
Después del hambre

Mientras miraba sombras de la muerte
me procuró sus últimos consejos,
–baila, baila mucho antes de casarte
nunca dejes tu casa
luego andas dando molestias a hijos,
nietos, bisnietos,
sé reguilete, preserva tu casa.
A mi hermana se la robo su novio,
se fue con él al campo de batalla,
salió con mis hermanos, ya no supimos nada,
Lupita tuvo suerte, tendrá más de 100 años,
anduvo en la bola, de soldadera,
mi madre la condenó, no volvió a casa.
–La estoy viendo, ahí está la muerte mija,
ten, toma mi virgencita y recuerda
baila, forja tu danza
haz con tu cuerpo el ritual, la belleza.
–Baile por última vez en mi boda,
en la revolución fuimos a la ciudad
toque de queda raciones de maíz,
ten siempre en tu alacena arroz, sal y frijoles,
mija, ya se acerca mi muerte, toma mi virgencita
nunca dejes tu casa.
Mija, me cortaron el pelo
me lo cortaron no puedo peinarme
ten mija, toma mi Guadalupe, mi monedero,
y baila mucho, baila antes de casarte.
–Acércate mi niña, para tocar tu frente,
te doy la bendición,
y recuerda nunca dejes tu casa,
la mía se la dejé a tu tío,
su mujer me corrió, lo corrió a él,
desde entonces me cobijo con hijos,
nietos y bisnietos,
nunca dejes tu casa,
toma niña mi virgencita, mi monedero,
nunca olvides tu danza, luego hay guerras y hambre.
–Mija, mi niña ya viene la muerte,
está en la puerta, esperando.

Adelita, le tengo rabia al silencio

I
Cada hilo de agua es una mujer
la vemos con su vientre habitado,
con sus ojos nostalgia mirándose al espejo,
sus canas de sabiduría, dolor,
la vemos en la tarde de la lluvia que le muestra de cara el desempleo
en la mañana de la muerte
                                  la guerra
                                           o las lágrimas de un niño.
Fluye su voz a la hora de ser madre
         en la caricia que derrama sobre su árbol
                 y cuando amasa las tortillas
                         fluye como luz hasta quedar exhausta.
Sus brazos descansan en la tierra, borbotean
         se consumen al sol
                 en el intento de nombrar
                 busca en la aureola de sus senos
                         en su vientre poblado de caricias
                         en la lengua del hombre
                 busca en las letras la palabra
la voz que no diluya su cantar entre la bruma.

II
La mujer agua danza por la tierra
de gota en gota desvanece sombras
destruye el cerco que la viste
los pliegues de su falda
tocan la extremidad del viento
luego
        los hilos cantan
siempre     de gota en gota.

III
Así de letra en letra
aparece danzando el huapango de la noche
gira en medio de la guerra
con el aroma en la punta de la voz
con el rezo que nace de la pólvora
con el vestido negro
aparece cantando la violencia
la mano en puño con las cuentas
de barro, aroma a rosas con sus cruces
lapislázuli en cuello,
                lazo de suicidio en la escalera
                de tortura, abuso, violación,
los estudios son tizón bajo el comal
tizna la olla de frijoles
marca del sabor a hogar que encendió la abuela.
En su murmullo cocina la clase de mañana
teje el arroz       lo  e  s  t  i  r  a  para el hambre
se cubre con el tizne de la olla
vende sus letras su sonrisa
su tiempo al tiempo de los otros
a veces vende su cuerpo o lo regala.

IV
El agua no está sola
         se cubre de sombras, se protege
porque la luna le grita por las noches
palabras de luz que deletrea:
es muro que viste al otro muro
ella fluye en los brazos de otras aguas
ella es él
         somos río
                 con aguas agitadas
                                          que buscan la concordia.
De sus ecos nace un manantial,
río en combate
se derrama en transparencia.

V
La turbulencia nace con preguntas primigenias
en la pendiente de los cerros
                          cuando los peces se mueren en la red
en la frontera ante el disparo de la migra
en el asalto a la mitad de la calle de su casa
en la jornada triple     en el ensamble
en la mentira del periódico
en la huella de un dedo democrático
en el sueño perdido entre fantasmas
en la espuma usurpada de caricias
                                 por las orillas de las sombras.
La turbulencia es huella
chubasco de poro en poro.

VI
El agua es piel    tiene memoria
         de poro en poro
                         resbalan por su vientre
                                                   los paisajes
parpadean el grito de un lamento
        se desdoblan
                       se funden
                              son recuerdo
crecen en el aroma de la tarde.
Su piel vértigo
        es una flecha
                atraviesa su garganta.

VII
Fluye
        danza de letra en voz
        a través de los siglos
canta
        el rosario alegre del comal
        el de las cuentas negras del combate
        busca a sus peces atrapados
grita
        el grafiti de Colombia,
        la Plaza de Mayo,
        el charco de sangre en la Huasteca,
        las calles de Oaxaca
        grita una mujer desde la tierra
        se escucha su eco
        en el desierto de Chihuahua.
El agua danza sola
                 ellos desaparecen.
Manchas de sangre en las ventanas
se tiñe de rojo el cielo
                         reflejo de sus muertes.

Después del hambreIsolda Dosamantes
Lágrimas de Circe,
Mar del Plata, Argentina, 2017.

martes, 10 de octubre de 2017

Lectura en la Nube


La poesía nos salva


La poesía nos lleva de la mano, nos toma las manos


Comulgamos palabras 
somos comunión
canto
que hace nacer nuevos lazos



Vamos generando lazos
tejidos de colores
granates de cochiilla
hilos entrelazados por las ies
vamos ganándole al tiempo


Alguien escucha nuestra voz
te escuho
he aprendo a escucharte
a escucharnos
nosotros que vamos de la mano
con la mano enlazada como el hilo.


recordar la sangre, el nudo,
el tejido que pareciera haberse esfumado


repetir la palabra
repetirla hasta que escuhen

escuchemos 
escuchemos
escuhemos.


jueves, 14 de septiembre de 2017

domingo, 2 de julio de 2017

Laboratorio de Poesía y Cibercultur@








Premian XLVII edición de Juegos Florales Nacionales en Feria de San Juan




Premian XLVII edición de Juegos Florales Nacionales en Feria de San Juan

Premian los XLVII Juegos Florales Nacionales de San Juan del Río, Carmen Nozal, Felipe Vázquez e Isolda Dosamantes, fueron los jutados
Juegos Florales
El presidente municipal Guillermo Vega Guerrero, encabezó la ceremonia de premiación del tradicional certamen de letras, los XLVII Juegos Florales Nacionales.



San Juan del Río, 30 Junio 2017.- En el marco de las actividades de la Feria con motivo del 486 aniversario de la fundación del municipio, el presidente municipal Guillermo Vega Guerrero, encabezó la ceremonia de premiación del tradicional certamen de letras, los XLVII Juegos Florales Nacionales.
El evento contó con la presencia de Catalina I, Reina de los XLVI Juegos Florales, así como de la actual Reina de la Feria San Juan del Río 2017, S. G. M. María Fernanda I quien fue coronada por el ganador de la categoría de composición, Miguel Fuentes Granados y el cetro le fue otorgado por el presidente municipal Guillermo Vega Guerrero.
Previo a este acontecimiento, el director de Cultura, Turismo y Juventud, Eduardo Guillén Romero, agradeció el apoyo para la realización de este certamen tradicional e histórico; también recalcó el interés de las autoridades municipales por impulsar las actividades de este sector.
Dio a conocer que Carmen Nozal, Felipe Vázquez e Isolda Dosamantes; todos con una amplia trayectoria en el mundo de las letras a nivel nacional e internacional, conformaron el jurado calificador de este certamen.
Acto seguido, Carmen Nozal señaló que los “Juegos Florales” nacieron en Italia durante la época del medioevo, se adoptaron en Francia y España para posteriormente llegar a América y ejemplificó que su nombre se debe a que los autores al leer sus poemas el “más bonito” era el que recibía una flor.
También la poetiza realizó una intervención a nombre del jurado para dar a conocer que entre los más de 125 trabajos concursantes las características del título ganador de la categoría composición fue “Este árbol caerá sin hacer ruido”, entregado bajo el seudónimo “El Hijo perdido”
“Consideramos que sobresale en calidad poética respecto a los demás trabajos concursantes, debido a la destreza versual del autor; al tono armónico, digamos lírica; a la unidad de composición y a la capacidad de transmitir una experiencia poética desde un lenguaje coloquial, también me gustaría decir que este poemario, es de contenido profundo enriquecido por imágenes deslumbrantes de un modo sencillo y con un ritmo impecable que sostiene la atención del lector de principio a fin”
El ganador, con tan sólo 30 años, Miguel Fuentes Granados, es originario de Michoacán y recibió la presea “Flor de Plata” de manos de María Fernanda I, Reina de los Juegos Florales Nacionales, así como un diploma y el premio de cien mil pesos por parte del presidente municipal y su esposa Magdalena Ruiz Pérez.
Luego de ser reconocido, el autor dio lectura a un fragmento de la composición ganadora, tras explicar que su creación habla de uno de los sentimientos más humanos, así como el dolor o el amor, explica que refiere al sentimiento del fracaso que es uno de los sentimientos que más ha estado en el corazón del hombre desde que se tiene conciencia.
Del Título: “Este árbol caerá sin hacer ruido”
Poema 2: “In nominis patris”
“Todo comienza con un nombre: el tuyo.
Padre, no puedo escribir versos
Tan buenos como tú.
Aunque la gente diga que nos parecemos, qué soy tu viva imagen.
Aunque en mi carnet de identidad conste que mi segundo nombre
Es igual al tuyo. No puedo
Aunque sienta que las palabras que me heredaste corren por mis venas.
No Puedo.
Tal vez soy un hombre más triste que tú.
Tal vez la tristeza en ti florecía en hondas metáforas
Que te hacían sacudirte como un frondoso árbol capaz de encarar el viento;
En cambio en mí
La tristeza florece o se seca en forma de silencio
Tu nombre es una sombra que pesa en mis ramas.
Tu nombre es un parásito que carcome mis hojas.
Padre: yo no puedo escribir versos tan buenos como tú.
En mí las palabras no son animales heridos, no lo son,
A lo mucho puede que sean balbuceos, tal vez un grito.
Nada que llame la atención.
A diferencia de ti, soy un árbol que caerá sin hacer ruido.”


Posteriormente, el miembro del jurado Felipe Vázquez dio a conocer el fallo en la categoría de Elogio a San Juan del Río en su categoría nacional, dónde señaló que la obra galardonada bajo el título “Memorial de la lluvia” que fue remitido por el seudónimo “Edevart, el peregrino” fue seleccionada por diversos aciertos lingüísticos.
“Da una visión intima y delicada de la belleza de San Juan del Río, quisiera agregar que este poema ‘Memorial de la lluvia’ empieza evocando e invocando la lluvia y el río y termina también invocando y evocando la lluvia”, expresó.
También el especialista recordó que a través de historia los poetas también han fungido como profetas e incluso los poetas modernos mantienen algo de “profetas”, incluso señaló que justo en el día en que se premia este poemario cae una tormenta en las últimas 24 horas en todo el territorio del altiplano.
El ganador de esta categoría, Ibán de León Santiago también recibió el reconocimiento por parte de las autoridades presentes y un premio de 35 mil pesos; y de acuerdo con el programa el ganador dio lectura a un fragmento de este elogio premiado.
Del Título: “Memorial de la lluvia”
Fracción: 1 “Bautismo”
“Tu fundación, San Juan, viene del agua,
Del lecho subterráneo cuya espiga
Florece en tu epidermis y da frutos
Como un milagro de la geografía,
De los ríos y arroyos que atraviesan
El cálido misterio de tu valle,
Tus rocas sin edad, tu tierra fértil
El gris de un 24, junio adentro,
Escribió en tu semilla la pureza
De una voz en la fiebre del desierto
Que antes de Jesucristo nos bautiza
Bajo el cauce primero de los siglos.
Y te llamas San Juan y en ti la vida
Asentó la humedad de sus raíces.”

Por su parte, la miembro del jurado, Isolda Dosamantes fue la encargada de dar lectura al fallo del Elogio a San Juan del Río en su categoría local y declaró como desierta dicha rama y realizó un llamado a perfeccionar los trabajos que participaron en este certamen.
“No hubo mucha participación y consideramos que los trabajos pueden ser mejorados; y el jurado calificador ha decidido declararlo desierto, pues los trabajos concursantes necesitan más calidad poética, que se elija un elogio digno de San Juan del Río; y proponemos que quizá esos recursos sean para fortalecer el rubro del fomento a la lectura o realizar algunos talleres en donde puedan participar estos escritores y otros para mejorar sus talentos”, explicó.
En su mensaje el mantenedor de los XLVII Juegos Florales Nacionales, el maestro Restituto Rodríguez Camacho improvisó un verso: “Su graciosa majestad María Fernadna I, eres reina de las flores y reina de la poesía del San Juan de mis amores y eres soberana mía”.
Puntualizó que desde su experiencia en los Juegos Florales de San Juan del Río, recalcó que esta tradición literaria surgió en el año 1965 cuando era presidente municipal Manuel Suárez Muñoz, posteriormente fueron suspendidos hasta la administración de Enrique Burgos García.
“En el gobierno del presidente Don Raúl Olvera Aróstegui; quien los suspendió por los tres años consecutivos, no se cuales hayan sido sus razones y con el licenciado Enrique Burgos García los retomó y los hizo renacer”, explicó.
Detalló como en los últimos 50 años de la historia del municipio se ha consolidado esta tradición, incluso refiere haber recibido una cantidad histórica, con casi 200 trabajos en el concurso; y en una ocasión relata como el jurado calificador batalló para determinar al ganador, que en aquel entonces obtenía 40 mil pesos y participaba con un tema libre.
Por su parte el presidente municipal Guillermo Vega Guerrero, felicitó a los ganadores de este certamen y recalcó que la literatura y la poesía ha dado a San Juan del Río, un lugar muy importante a nivel Nacional desde su instauración en la década de los 60’s.
“Este concurso nacional se ha constituido como un foro importante para los poetas nacionales, quienes ven en él una oportunidad para expresarse y para obtener prestigio, en la edición número 47 de este certamen hemos tenido el gusto de disfrutar de la poesía y la música”, expresó el edil sanjuanense.
También dijo que este es un momento histórico, donde concluye una etapa más en el desarrollo de este certamen que se constituye como una de las tradiciones más firmes de la celebración por el aniversario de la fundación de San Juan del Río.
La velada contó con la participación musical de “Ensamble Lunaris”, un cuarteto de voces femeninas que ejecutaron diversas piezas de géneros como ópera, zarzuela, comedia musical, así como canción fina mexicana y canción tradicional mexicana.
Dentro de sus participaciones destacan como sopranos Carmen García y Lucía Salas; como mezzosopranos Lilia Gutiérrez y Margarita Botello; todas acompañadas por el pianista Alfredo Domínguez.

miércoles, 17 de mayo de 2017

Después del hambre en voz de Lilia Aragón









https://www.elsoldetlaxcala.com.mx/cultura/616780-leera-lilia-aragon-en-el-centro-de-las-artes

Leerá Lilia Aragón en el Centro de las Artes

  • Nora Rachel RAMÍREZ
  •  
  •  
  • en Cultura














La primera actriz realizará un recital poético este 29 de abril, como parte de la clausura del taller de Literatura Comparada que fue realizado en marzo
Derivado del taller de Literatura Comparada que ofreció en marzo el Instituto Tlaxcalteca de la Cultura (ITC)-Centro de las Artes de Tlaxcala, la primera actriz Lilia Aragón ofrecerá el 29 de abril a las 17:00 horas un recital poético, en la caja negra del espacio ubicado en Apizaquito.
El programa contendrá poemas consagrados de la literatura universal y mexicana, así como la lectura de poemas de algunos alumnos del taller antes mencionado, en el que participaron jóvenes poetas en formación; además, poetas tlaxcaltecas con amplia trayectoria, como Isolda Dosamantes, por mencionar algunos, compartirán sus textos.
Lilia Aragón ha incursionado como intérprete en media docena de telenovelas entre las que destacan “Cuna de lobos”, “Rosa salvaje” y “Los bandidos de Río Frío”, así como de algunas series y en más de una treintena de películas.

 

La reconocida actriz de cine, radio, teatro y televisión, pertenece a una generación de estupendos actores como Enrique Rocha, Héctor Bonilla, José Alonso, Ofelia Medina, entre otros, que se formaron sólidamente en el teatro y que alcanzaron reconocimiento en cine y televisión.
Si bien la entrada es gratuita, es necesario solicitar pases de acceso en la coordinación académica del Centro de las Artes, así como en el Museo de la Plástica “Desiderio Hernández Xochitiotzin”, ubicado en Guerrero 15 en la capital del estado.